Gaara forma una pequeña esfera de arena y la comprime para aumentar su dureza. La esfera puede atacar a sus oponentes con tal velocidad y fuerza que los deja inconscientes. También puede cambiar su trayectoria, para derribar a varios objetivos. Mediante el uso de esta bala pequeña, Gaara fue capaz de derrotar al Capitán Cazador de Suna, junto con todos sus subordinados.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.