FANDOM


Tú decides (お前次第, Omae shidai) es el capítulo #35 del manga Boruto: Naruto Next Generations.

ResumenEditar

Kurama aparece repentinamente ante Kawaki, el cual le pregunta quién es, éste responde que tomaría demasiado tiempo explicarlo, pero lo resume diciendo que es el zorro que posee el Séptimo, una especie de demonio, y le aclara a Kawaki que no es hostil, pero que mientras Naruto esté dormido, será él quien lo vigile, siendo esto también solicitado personalmente por los Kage de las cinco aldeas, lo cual expresa el zorro que son tiempos extraños el pensar que los shinobi le pedirían favores. Kawaki le pregunta a Kurama si es una bestia con cola, explicando que leyó de éstas en uno de los documentos de Kara, y el ver que un monstruo como él esté unido al Hokage, significa que éste es fuerte, ya que incluso estuvo de acuerdo con que se convirtiera en el jefe de la aldea, sin embargo, Kurama le responde que está equivocado, refiriéndose a él mismo como haber sido solo una molestia para Naruto, narra que estuvo observándolo desde que era un bebé, así como el hecho de que fue rechazado por todos a su alrededor y siempre estaba solo, haciendo que su vida estuviera lejos de ser “sin problemas”, y le aclara a Kawaki que se parecía a él; Kurama explica que él solía ser llamado el Zorro Demonio de Nueve Colas, quien tomó la vida de muchas personas, estando entre éstas las de los padres de Naruto, y que después de que éste naciera, inevitablemente se convirtió en una “Vasija” en la cual fue sellado, lo cual conllevó a que Naruto fuera llevado a duras críticas por los aldeanos, y estando solo en los columpios mientras veía a los demás niños divirtiéndose; Kurama le pregunta a Kawaki si entiende ese hecho, luego de estas palabreas, Kawaki recuerda la conversación que tuvo con el Séptimo sobre golpearse a sí mismo con los clones. Kurama comenta ahora que siempre estuvo solo, pero aclara la ironía de que ahora usa un jutsu como el Jutsu: Clon de Sombra como su especialidad, y cuenta cómo Naruto era malo en el ninjutsu, especialmente con los clones de sombra, pero que al final, el vacío de su corazón no fue llenado por algún tipo de jutsu, trayendo esto a Kawaki a remembrar el comentario de Naruto sobre hacer amigos. Kurama explica que pudo observar cómo el corazón de Naruto se iba llenando lentamente, siendo sin duda alguna la prueba viviente de ello. Mientras observa al Séptimo dormido, Kawaki le pregunta a Kurama si cree que podrá convertirse en alguien como él, el zorro le responde que sí, pero que todo depende de él, y solo con mirarlo puede decir, que a pesar de su nombre, no parece que su corazón esté completamente vacío todavía, escuchando esto Kawaki con una lágrima saliendo de su ojo izquierdo. Antes de desaparecer, Kurama le dice a Kawaki que ya se está haciendo tarde, y que puede buscar el fragmento del florero mañana.

Al día siguiente, Kawaki practica como escalar árboles, siendo felicitado por Naruto al ver su avance, quien le comenta que sus músculos son fuertes y tiene perfecto control de chakra, sin embargo, su aprendiz le responde que ya ha tenido suficiente de lo básico, y le exige que se dé prisa y le enseñe el Jutsu: Clon de Sombra, con esto, el Séptimo le responde que está hablando en serio, así como que pensó que aprender a trepar los árboles requeriría un esfuerzo increíble, dicho esto, procede con la enseñanza del siguiente ejercicio.

Observando al Hokage instruyendo a su nuevo pupilo, Chōchō comenta que Kawaki no solo es guapo, sino que también tiene un loco sentido común del ninjutsu, sin embargo, Sarada expresa su mal humor, al resaltar que el recién llegado está recibiendo trato especial por parte del Séptimo, explica que es comprensiva con las circunstancias difíciles, a lo que la Akimichi le responde que eso es normal para él, porque el Séptimo piensa en todos ellos como si fueran su propia familia, lo cual las incluye a ambas, y pregunta si no son especiales para el Séptimo, con lo que la Uchiha supone darle la razón.

Viendo también el entrenamiento, Shikamaru le comenta a Sai que los niños son tan inocentes, éste le pregunta si todavía no confía en Kawaki, el Nara le responde que si tiene una razón para creer en él, entonces que se lo haga saber, ya que después de todo, es el director de ANBU, con esto, el Yamanaka le recuerda que no se permite fumar en lugares públicos, justo cuando estaba a punto de encender un cigarrillo, para frustración de éste. Sai admite que Naruto es bastante ingenuo, pero que es posible que no tengan suficiente información para saber que Kawaki esté planeando traicionar a la aldea. Introduciendo otro tema, Shikamaru le pregunta a Sai que fue de los datos recolectados por Konohamaru , respecto a Jigen y el Kāma, qué se obtuvo de ello; Sai le responde que hay un aspecto de la inteligencia que es preocupante, ya que encontró algo similar a unas “coordenadas” que apuntan a un lugar determinado, pero que solo se pueden acceder a estas mediante el uso de Ninjutsu de Espacio–Tiempo, tomando por sorpresa al Nara, Sai explica que fue una inteligencia directa que parecía que querían fuera leída por ellos, y que podría ser una trampa para atraerlos allá, pero no pueden ignorarlo, y revela que Sasuke está persiguiendo esa pista.

Una vez cruzado el portal de Espacio–Tiempo, Sasuke llega a una extraña construcción, en donde se pueden vislumbrar unos extraños símbolos grabados en una montaña, el Uchiha intenta investigar lo que es esto, al apoyar su mano sobre uno de éstos, y cuando lo hace, y cuando lo hace consigue ver la imagen de Kinshiki Ōtsutsuki, estando situado justo en el pedestal sobre el al que apareció; cuando Sasuke procede a tocar el símbolo que se sitúa arriba del que había tocado antes, la siguiente persona que se proyecta en la base es Momoshiki; al repetir el proceso con el símbolo que se sitúa al lado de los dos anteriores, la imagen proyectad corresponde a Kaguya, viendo lo que sucede, el Uchiha está confundido, en vista de que todos esos Ōtsutsuki son los que han venido a la Tierra, así como que cada patrón es representado por un “par”, y que incluso algunos de ellos han sido bastante dañados, lo cual lo lleva a considerar si Kaguya llegó a la tierra también como un “par”, cuando intenta investigar el símbolo respectivo, nota como este, a diferencia de los otros cuyas marcas estaban en color blanco, en este caso se torna negro, y en el pedestal aparece la imagen de un tipo al que nunca había visto, sin embargo, el Uchiha es interrumpido cuando se percata de que hay algo vivo por debajo del pedestal, y acude a verificar.

Al mirar hacia la parte inferior del pedestal, Sasuke encuentra que hay una bestia gigantesca encerrada, una con una apariencia bastante similar a la del Diez Colas y con dos barras negras enterradas en su cuerpo, para gran perturbación del Uchiha, esta bestia al verlo, comienza a rugir, Sasuke se pregunta cómo es esto posible y qué lugar es éste.

En las calles de Konohagakure, junto con Sarada y Mitsuki incluidos, Naruto le pregunta a Boruto si el Kāma ha dolido desde aquel entonces, el joven rubio responde que no le ha dolido mucho últimamente, que a pesar de que no le dolió después de hacer ejercicio, podía sentirlo palpitar y ha estado teniendo un descanso normal, entonces se pregunta si solo podría estar estresado, Sarada le responde que sería bueno que ésa fuera la razón, y le pregunta si está diciendo que se está volviendo un poco sensible, cuestión que refuta Mitsuki, con lo que la Uchiha comenta que solo estaba bromeando. Boruto le pregunta a Kawaki si le ha estado doliendo el Kāma, pero éste niega cualquier daño, así como tampoco ha tenido pesadillas, y que ha estado teniendo un aumento de poder que no había experimentado antes; ya introducido el tema, Sarada pregunta si ese Kāma tiene una conexión con la marca en la frente de su madre, de la que aclara que nunca le preguntó que jutsu era, Naruto entonces explica que es el Sello Fuerza de un Centenar y que eche un vistazo a la Roca Hokage ya que la Quinta también tiene uno, estando efectivamente el rombo grabado en la montaña, y del cual Boruto se percata de que tiene la misma forma que el Kāma, el séptimo narra que diariamente el chakra se acumula poco a poco en esa marca en la frente, siendo un jutsu que puede ser usado como carta de triunfo, pero que en esencia, es un Kinjutsu, aun así está en pie la postura de si se relaciona con el Kāma, pero Kawaki responde que la forma en sí misma es una figura común que se encuentra en casi cualquier lugar, y si los consideraran a todos y cada uno de ellos, no los llevaría a ninguna parte; inesperadamente, es Mitsuki quien refuta el comentario dado, ya que su padre le dijo que hay una larga historia en torno al Sello Fuerza de un Centenar, habiendo muchas cosas que aún no se entienden, dicho esto, Sarada expresa que le preguntará a su madre tan pronto llegue a casa. Pensando todavía en la Quinta Hokage, Boruto concluye que de todos modos, no tienen ninguna otra pista, y aunque sea solo una historia, supone que deberían ir a preguntar, y le pregunta a Kawaki si también viene, pero éste lo niega, expresando que todavía tiene que hacer algo en casa. Antes de partir con Mitsuki, Boruto le dice a Kawaki que si se enteran de algo nuevo, se pondrán en contacto con él, pero poco antes de eso, Kawaki expresa que Jigen fue el responsable de tallar el Kāma en él, siendo el que lo arruinó completamente, que él lo sabe todo, y es un muro inevitable que tendrán que superar si quieren desentrañar el misterio detrás del Kāma y hacerlo desaparecer, ya que tarde o temprano llegará el momento en que luchen contra él y deban derrotarlo, sin importar lo que use en su contra; Boruto entiende esta explicación y responde que tendrán que entrenar aún más duro para eso, y tienen que hacerse más fuertes, tratándose no solo del Kāma ya que después de lo que ha pasado, no puede dejarlo a él ni a sus problemas solos, dicho esto, coloca su puño en el pecho de Kawaki y lo llama “Hermano”, le dice que aplastarán a Jigen juntos conto con Kara, con estas palabras, Kawaki suelta una risa y responde que no está mal, ya que era exactamente lo que quería.

De vuelta al planeta desconocido, Sasuke piensa en cómo esa bestia con cola se parece al Diez Colas, y que incluso posee un Rinnegan, nota como las barras negra que tiene clavado evitan que se mueva así como no puede distinguir el número de colas que tiene desde el lugar donde se sitúa, se pregunta entonces qué clase de persona hizo eso. De manera inesperada, un portal Espacio–Tiempo de la misma forma y color que el que Sasuke usó se abre sobre el pedestal, y de éste sale Jigen. Mientras está escondido, Sasuke observa al recién llegado y se percata de que hay un Kāma en su barbilla, con este rasgo característico proporcionado por ANBU, Sasuke corrobora la identidad del de Kara.

Jigen ingresa al interior del pedestal hacia donde se encuentra ese “Diez Colas”, la bestia al verlo comienza a rugir, el de Kara le pregunta si ha sido un buen chico, Sasuke quien sigue observando lo ocurrido, se sorprende cuando éste lo llama “Diez Colas”. La bestia intenta devorar Jigen, éste desde una distancia segura le pregunta si le dijo que no es demasiado pronto para que lo coma, ya que primero tiene que completar la “Vasija”, y procede a “disculparse” con la bestia al decirle que va a tomar un poco más, dicho esto, extiende su mano izquierda y comienza a absorber el chakra del “Jubi”; Sasuke nota como al hacer esto, el patrón del Kāma de Jigen se está extendiendo, y que ese tipo parece tener el mismo poder que Boruto y Kawaki, sin embargo, las sorpresas no terminan, cuando de la cabeza de Jigen emerge un cuerno bastante similar al del Ōtsutsuki desconocido. Sasuke comienza preocuparse y considerar que el asunto con Kara podría ser más problemático del que esperaban, y concluye que debe avisarle a Naruto, tras terminar su robo de chakra, Jigen se pregunta si debería ir a ver a esos dos “Contenedores”.

Recorriendo el bosque, Mitsuki le pregunta a Boruto cómo se sentiría si ese Kāma no desaparece y se queda así para siempre, el Uzumaki le responde que no diga esas cosas ya que puede echarlo a perder, no obstante, Mitsuki le dice que incluso si derrotara a Jigen, no necesariamente significa que se resuelva sin importar si pueda o no derrotarlo, tras escuchar esto, Boruto responde que eso sería bastante aterrador, pero que no deberían empezar a quejarse por algo tan trivial, y pregunta que si lo piensan como una misión asombrosa no lo pondrían en marcha en su lugar, ya que incluso si el objetivo es demasiado peligroso, para una misión, harán todo lo posible sin importar que suceda, y eso es porque es el discípulo de Sasuke, el hijo del Hokage y un ninja.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.